Los Nicolítas.

¿Qué eran los Nicolaítas?

_Se los nombra en Apocalípsis Capítulo 2, vers 6:”Pero tienes esto: que aborreces las obras de los nicolaítas, las cuales yo también aborrezco”; y vers 15:”Y también tienes a los que retienen la doctrina de los nicolaítas, la que yo aborrezco”.

_¿Cuál es la obra o doctrina nicolaíta que tanto aborrece YHWH?

Varias conclusiónes sugieren que éstos eran una secta, que invadia a las kehiláh (iglesias) “cristianas”, con costumbres totalmente contradictorias y que practicaban el libertinaje. Sin embargo, estudios responsables, que tocaron mas a fondo éste tema, rechazan tal cosa.
Pero primeramente entendamos qué significa nicolaíta. Nicolaíta proviene del griego NICOLAOS (NICO: dominio ó conquista sobre otros; LAOS: pueblo, gente común ó laicos). De ésto podemos deducir que NICOLAOS vendría a significar; DOMINIO ó CONQUISTA SOBRE EL PUEBLO, GENTE COMÚN ó LAICOS.

Pero fijemonos una cosa, que la palabra Nicolaíta es mencionada solamente en las kehiláh (iglesias) de Éfeso y Pérgamo.
Para Éfeso hay un reconocimiento por rechazar tal doctrina, pero para Pérgamo hay un durísimo llamado de atención por admitir ésta doctrina. Y no sólo eso, sinoque ésta kehiláh (iglesia) no se aleja de las costumbres mundanas, como dice Apocalípsis 2:13. “Yo sé dónde moras: donde está el trono de Satanás”, y para saber que Satanás vive en el mundo leamos el Evangelio de Juan 14:30.”Ya no hablaré mucho con vosotros: porque viene el príncipe de este mundo; mas no tiene nada en mí”.
Eso nos explica que las cosas vanas y transitorias de este mundo no se mezclan con las cosas de YHWH.
Pero eso es lo que hizo gran parte de la “iglesia” por el año 320 D.C. en pleno gobierno de Constantino siendo él el que institucionalizó el concepto “Césaro-Papista”, que es el gobierno de un líder político y religioso, hoy conocido como Papa.
Ahora que sabemos Esto podemos decir que la obra y doctrina de los nicolaítas fué jerarquizar a la iglesia, dejando de lado una estructura horizontal en la que todos seamos hermanos, para levantar una estructura piramidal, en la que el clero tenga privilegios especiales, una gran relación con el gobierno y dominio sobre los pueblos, tanto abiertamente ó de forma sutíl.
Los nicolaítas dividieron al pueblo en dos. Por un ladolos Clérios que estaban muy bien instruidos, y por otro lado , el pueblo siempre tan subestimado por éstos.
Tengamos en cuenta que ésta clase de doctrina no tiene ninguna base en las Escrituras.
Hace cientos de años ya, que la sencillez con la que solía proceder la kehiláh (iglesia) no sólo se ve suplantada por instituciones organizadas con jerarquías, sino que también tomó costumbres paganas del romanismo, y de ahí el nacimiento de la iglesia de Roma.
Desde tiempos inmemoriales las organizaciones se basaron en estructuras piramidales, pueden encontrar éste comportamiento en Génesis 11: 1-9. (Leerlo).
Lo que podemos ver en Mateo 20:25-27 es que nuestro Salvador es muy claro con respecto a las jerarquías; en Mateo 20:25-27 dice: “Entonces Yahshua, llamándolos, dijo: Sabéis que los gobernantes de las naciones se enseñorean de ellas, y los que son grandes ejercen sobre ellas potestad. Mas entre vosotros no será así, sino que el que quiera hacerse grande entre vosotros será vuestro servidor, y el que quiera ser el primero entre vosotros será vuestro siervo”. De aquí nos damos cuenta por qué nuestro Padre aborrece a los Nicolaítas, porque no quiere que nadie se enseñore de nadie.
Otra característica Nicolaíta, es la desempeñada por hombres que se autodenominan Obispos, Pastores, Ancianos, Padres, Profetas, etc., sintiendose superiores aún sabiendo que el único que da sabiduría desde el más grande hasta el más pequeño es el Ruah Ha Kodesh (Espíritu Santo), y que Yahshua, nuestro Salvador aborrece éstas actitudes como podemos ver en Mateo 23:6-11; ” …aman los primeros asientos en las cenas, y las primeras sillas en las sinagogas, y las salutaciones en las plazas, y que los hombres los llamen: Rabí, Rabí. Pero vosotros no queráis que os llamen Rabí; porque uno es vuestro Maestro, el Mashyah (Mesías), y todos vosotros sois hermanos. Y no llaméis padre vuestro a nadie en la tierra; porque uno es vuestro Padre, el que está en los cielos. Ni seáis llamados maestros; porque uno es vuestro Maestro, el Mashyah (Mesías). El que es el mayor de vosotros, sea vuestro siervo”.
El texto es claro en que, El Padre no quiere jerarquías entre los hermanos en el Mashyah (Mesías).
Vemos que Yahshua condena abiertamente ésta actitud de muchas “Kehiláh” (iglesias) que se denominan “cristianas”.
Pero vamos a dar un ejemplo concreto; el apóstol Céfas (Pedro), tan utilizado por la Iglesia Católica Romana, nos deja un ejemplo con el que nosotros podemos sacar nuestras propias conclusiones sobre como debe ser el comportamiento de un verdadero cristiano; veamos Hechos 10: 25-26: “Cuando Pedro entró, salió Cornelio a recibirle, y postrándose a sus pies, adoró. Mas Pedro le levantó, diciendo: Levántate, pues yo mismo también soy hombre”
Sabiendo esto podemos entender que a nuestro Padre le aborrece que un hombre se arrodille ante un igual. Sin embargo, hoy en día, no conformes con la herencia nicolaíta de dividir a los miembros en dos (tanto clero como laicos), las denominaciones apóstatas se encargan de subdividir rangos ó jerarquías, como por ejemplo que ahora ser obispo es mayor que ser pastor (porque los ascienden de ese modo), cuando la escritura no avala tal doctrina, sino que tanto obispos, ancianos, pastores, o diáconos sólo son funciones diferentes dentro de un mismo nivel.
Veamos lo que nos enseña el apóstol Céfas (Pedro) en 1Pedro 5:1-3:”Ruego a los ancianos que están entre vosotros… Apacentad la grey de Dios que está entre vosotros; no como teniendo señorío sobre los que están a vuestro cuidado, sino siendo ejemplos de la grey”.
Entendamos que Céfas (Pedro) es claro cuando dice que los ancianos (ú obispos, pastores, etc.), no están sobre la grey ó rebaño, sino que entre ella.
Para sumarle importancia a ésta cuestión, tenemos que ver que dice YHWH nuestro Padre con respecto a la construcción de altares hechos por la mano humana; veamos Éxodo 20:26; “No subirás por gradas a mi altar, para que tu desnudez no se descubra junto a él”. Cuando se refiere a desnudes, no se refiere a la desnudes física (porque algunos piensan que éste texto hace referencia sólo a la forma de vestimenta que se usaba), sino que cuando uno no respeta éste precepto queda desnudo ó al descubierto que se es desobediente a la Escritura y por ende a nuestro Padre celestial.
Pero conozcamos también que no sólo se usan altares, sino que desde los fariseos hasta hoy, buscan la forma de vestirse diferente ó más elegante que el pueblo, sólo para diferenciarse, y ésto es algo que Yahshua nunca admitió. Veamos Mateo 23:5-6: “Antes, hacen todas sus obras para ser vistos por los hombres. Pues ensanchan sus filacterias, y extienden los flecos de sus mantos; y aman los primeros asientos en las cenas, y las primeras sillas en las sinagogas..”.
Y vemos que no sólo les gusta alardear de sus costosos atuendos, sino que siempre quieren ser primeros en todo para recibir honra, cuando sabemos que el único digno de recibir honra es YHWH nuestro Elohim y nuestro Padre.
Podemos entender la actitud de éstos que se dicen ser ministros comparados con la reprensión y advertencia que hace el apóstol Yohanan (Juan) de un hombre llamado Diótrefes en 3 Juan vers 9-10; “Yo he escrito a la iglesia; pero Diótrefes, al cual le gusta tener el primer lugar entre ellos, no nos recibe. Por esta causa, si yo fuere, recordaré las obras que hace parloteando con palabras malignas contra nosotros; y no contento con estas cosas, no recibe a los hermanos, y a los que quieren recibirlos se lo prohíbe, y los expulsa de la iglesia”.
Quizás hoy sigan sucediendo cosas así ó que sutilmente se les comunique a los fieles que si no siguen la doctrina establecida por ellos El Padre no los ayudará ó que tienen que ofrendar y sacrificar grandes sumas de dinero para ser correspondidos por nuestro Padre.
Pero hermanos, para saber cuál es la verdad hay que abrír la Bíblia y no esperar que alguien la interprete por nosotros, sino creer que nuestro Padre nos dará el disernimiento necesario por medio de su Ruah Ha Kodesh (Espíritu Santo).
El apóstol Céfas (Pedro) nos dice en 2 Pedro:”entendiendo primero esto, que ninguna profecía de la Escritura es de interpretación privada, porque nunca la profecía fue traída por voluntad humana, sino que los santos hombres de Dios hablaron siendo inspirados por el Espíritu Santo.” Y ésto es más que suficiente para entender que nadie es más que nadie.
Les aconsejo leer 1 Corintios 12:1-31 en la tranquilidad de sus hogares o donde estén, siempre en oración, para conocer y poder pesar los espíritus, y que conozcan quiénes hablan con la Verdad y quiénes con sus propias opiniones.
Un gran abrazo para todos.
Maximiliano Cardaci.

Una respuesta to “Los Nicolítas.”

  1. Anonymous Says:

    GRACIAS POR LA INFO.. BENDICIONES

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: